viernes, 29 de abril de 2011

Capitulo Nº 22 "¿Tu crees que no te vi?"

Los dos comimos, realmente le quedaron fabulosos, conversamos mucho y todo, Tom cuando quiere puede sacar su lado gentil, educado y sobre todo tierno.
Tom: (tu apodo), ¿Lo nuestro que va a ser? - me miro.
Tu: pues, no lo se Tom... si vez esto algo lindo, pero a la vez un locura - sonreí.
Tom: tienes razón, porque ... 
Tu: lo interrumpí - somos medio hermanos...
Tom: pero no importa, tal vez si lo mantenemos en secreto, podrá resultar - sonrió tiernamente.
Tu: es una buena idea - sonreí con ternura.
Tom: claro, si tu quieres - me miro.
Tu: creo que es la mejor idea - sonreí.
Seguimos comiendo lo que nos quedaba en el plato, al terminar, Tom me llevo a unos almohadas muy grandes donde perfectamente se podría acostar un persona, habían dos, uno para cada uno, ahí nos sentamos y entablamos una conversación muy dinámica entre los dos, me hizo reír, sonreír, parecer un niña pequeña enfrente de él, cosa que a él no le molesto. Todo el tiempo que tuve que hacer esa "Ley del Hielo" a Tom, fue dolorosa, saber que no puedes expresar los sentimientos a esa personas que te atrae, es lo peor, es como si a un pájaro le cortaran sus alas y no pudiera volar mas, pero hay que dejarlo atrás ya paso todo.
Tom: (tu apodo), es mejor que nos vayamos - sonrió - es un poco tarde, Mama y Gordon, deben estar un poco preocupados por nosotros - se paro y me ayudo a pararme.
Tu: okey, vamos - sonreí.
Salimos de ahí, Tom me condujo hasta su automóvil, donde me abrió la puerta y subí, cerro la puerta y se fue a su lado, se sentó, encendió el auto y partimos regreso a casa, en el camino nos fuimos conversando, de un momento me sentí cansada, mire un tiempo corto las estrellas y me dormí.
Narra Tom:
Nos fuimos conversando la mitad del camino a casa, de un momento a otro (tu apodo) se durmió, la mire, se veía tan angelicalmente, bueno lo es, siempre sonríe y con ella mata cualquier dolor, es increíble lo que hace ella en sobre mi, Cuando llegue a casa, estacione el auto en su lugar, me baje, no quería despertarla, se veía tan bien así, abrí su puerta la cargue hasta su cuarto. Al parecer no estaban los demás, la deje en su cuarto, específicamente en su cama, baje, volví a cerrar el auto y la puerta de la casa, subí nuevamente las escaleras y entre a su cuarto, le quite las zapatillas y la acosté, bajo sus tapas, le bese la frente, apague la luz y me fui al cuarto de Bill, para ver si estaba, toque su puerta y a los pocos segundos después, él abrió.
Bill: Tom, ¿Como te fue? - sonrió feliz.
Tom: te cuento, si me dejas pasar - sonreí.
Bill: entonces entra - realizo el gesto con la mano.
Entre a su habitación, me senté en su cama y él a la par mía, le conté todo lo sucedido, él se alegro al saber que entre (tu apodo) y yo estaba todo bien, si a bien le llamamos, besarse entre medios hermanos, entonces si.
Bill: entonces lo único que te queda hacer, es ser fiel - sonrió.
Tom: si lo seré - sonreí cuando lo dije.
Bill: me alegra verte feliz hermano, hace tiempo que no te veía con ese brillo en los ojos - sonrió - no lo pierdas, ahora vete por que quier dormir - rió.
Tom: que buena forma de sacarme de tu cuarto - reí.
Bill: es la buena, por que o si no comenzara una guerra que no olvidaras - rió.
Tom: ¿Crees ganarme? - reí victoriosamente.
Bill: sabes que si, pero no lo haré porque en el cuarto de al lado duerme (tu apodo) y puede despertar - sonrió.
Tom: que buena excusa tienes - reí - te salvaste esta vez porque (tu apodo) duerme - sonreí - adiós, nos vemos.
Bill: adiós.
Salí de su habitación y él cerro la puerta, me metí a mi cuarto y me acosté, a los minutos me dormí. A pasado unas semanas, para ser exacto dos, todo sigue igual, mi relación con (tu apodo), bueno no es relación porque no le he pedido nada formalmente, ¿Porque? no lo se, porque soy estúpido, pero (tu apodo), al parecer no le disgusta, o eso creo, a veces no comprendo muchas cosas  de las mujeres. Nos tocaba Ed. Física, hoy nos tocaba deportes colectivos, y hicimos que el basquetball ganara, si un boicot, pero, ¿Quien lo sabia?, solo los chicos del curso, nos hicieron elegir grupo, el capitán del equipo azul fue Ryan y el otro o mejor dicho la capitana fue (tu apodo), quedamos todos separados, bueno a (tu apodo) le toco con Liz y a mi con Bill, en los deportes es mucho mejor Liz que Bill, bueno pero ni siquiera partido, pero lo que se, es que ganaremos. Jugamos una hora entera y mi equipo no puedo ganarle al contrario, fue imposible, tenían una buena defensa y una buena capitana que los llevo a la victoria.
Liz: ¡Ganamos! - saltando de felicidad.
Tu: respira Liz - rió.
Liz: lo siento, estoy feliz - se sentó - quería demostrarlo - sonrió.
Tu: ya lo hiciste, ademas todo el curso lo sabe - sonrió.
Liz: lo se, pero no importa...vamos salta conmigo - sonrió - por favor.
Tu: esta bien.
Pude ver que las dos chicas saltaban de felicidad, yo las observaba de atrás y reí, de repente se les acerco un chico pero no de nuestra clases si que no que del otro curso de nuestro mismo nivel, pude saberlo por su uniforme, nosotros estábamos con buzo, me quede ahí mirando que sucedía. Él se le acerco a las chicas y hablo con ella, se rieron se algo que dijo, (tu apodo) esta sonriendo, ¿Que esta haciendo ese?, nuevamente las chicas sonrieron,  ¿Por que siento calor?, ¿Que es lo que pasa?, no entiendo.
Bill: hermano cálmate, es solo un chico - rió, ¿Como puedo saber eso?, verdad, somos gemelos.
Tom: Bill, ¿Que es lo que me pasa? - lo mire sorprendido.
Bill: ese calor que sientes, ese enojo, se llama "Celos" - ¿Que?, ¿Yo con "Celos"?, por Dios esa palabra no existe en mi vocabulario - eso es mentira Bill - reí.
Bill: bueno cree lo que quieras, es tu problema - sonrió.
Decidí ir mejor a cambiarme, al rato salí y fue hacia el camarín de chicas a esperar a (tu apodo), vaya sorpresa que me lleve al llegar, estaba el mismo chico de hace un rato, vi salir a (tu apodo) del camarín y saludo a aquel chico, ¿Pero que hace?, ¿Que esta haciendo?, a mejor me voy, no quiero seguir mirando. Me fui directamente a casa, solo, cuando llegue, subí a mi habitación tire el bolso arriba de la cama, baje nuevamente, fui a la cocina y saque un yogurt, me senté en sofá y me dispuse a ver televisión a los 10 minutos después, llegaron los chicos, (tu apodo) subió, dejo su bolso y bajo, lo sentí por sus pisadas, al regresar se sentó al lado mio y me miro, sonrió y me abrazo, yo no moví ningún musculo para recibir su abrazo.
Tu: ¿Pasa algo Tom? - me miro sorprendida al ver que no la abrace.
Tom: ¿Tu crees que no te vi? - la mire enojado.
Tu: sorprendida - ¿Que cosa?
Tom: No...

Hola! c: a pasado harto tiempo, lo se, realmente los siento, pero el colegio absorbe bastante de mi tiempo libre :c, hago lo que puedo, pero seguiré escribiendo, espero que les guste, por favor comenten ^^, bueno nos vemos en el siguiente capitulo c:

martes, 12 de abril de 2011

Capitulo Nº 21 "Mucho Mejor"

Seguimos viendo la película, cuando termino ya eran las 5 de la tarde, Bill me dijo que me arreglara, me puse esto:
Cuando baje vi a Bill, estaba en el living sentado leyendo una revista, creo que lo hice esperar.
Tu: lamento hacerte esperar - le sonreí.
Bill: no lo hiciste - sonrió - me gusta tu poleron.
Tu: gracias, bueno para que decir, tu siempre te viste bien - reí.
Bill: ¿Estas lista? - tomando las llaves de su auto.
Tu: por supuesto - caminando hacia la salida - a todo esto, ¿A donde vamos? - pregunte sorprendida.
Bill: sorpresa, pequeña - me toco la nariz con su dedo.
Tu: no me digas pequeña, solo porque eres mas alto - dije en tono de estar enojada, lo cual no era.
Bill:vamos - rió.
Salimos de la casa, me subí a su auto, él se subió y manejo todo el tiempo, íbamos hablando de tonteras, Bill siempre me hace reír, es demasiado gracioso, me dejo poner música, manejo por una media hora, cuando llegamos a un parque.
Tu: ¿ Aquí? - sonreí.
Bill: si - apagando el motor del auto - bajemos.
Èl salio del auto primero, despues yo, se acerco a un canasto grande, de ahi saco una lampara, que era de vidrio y tenia un vela a dentro, saco de su bolsillo un encendedor, abrí la pequeña puerta que esta tenia y saco la vela, la prendió y la puso en su lugar.
Bill: toma - me entrego y sonrió.
Tu: ¿Y tu? - lo mire sorprendida.
Bill: sigue este camino, no te pasara nada, yo estaré al final de esto - sonrió.
Tu: okey - lo mire.
Me huele a que algo trama, pero para averiguarlo tengo que seguir este camino. No era difícil caminar por el, pero igual no tenia la iluminación adecuada pero que mas da, seguí caminando hasta que vi como una torre, con luz, supuse que ahí era donde Bill quería que llegara, llegue a la entrada, solo había una escalera, la cual subí y llegue a una puerta, la abri.
Narra Tom:
Estoy nervioso, y si (tu apodo), no se si ella le creyó a Bill  lo que invento, tengo miedo de que salga corriendo y no pueda pedirle disculpas, espera escucho unos pasos, mejor espero...
Tu: ¿Alo?, ¿Hay alguien? - dijiste detrás de la puerta - Bill, sal de donde estés - rió.
Tom: ¿Que tal si sale su gemelo? - trate de disimular mis nervios con una sonrisa, la cual a ti se te borro.
Tu: Tom, ¿Donde esta Bill? - caminaste hacia atrás.
Tom: por favor no te alejes - me acerque a ti - por favor no lo hagas - la mire a los ojos.
Tu: bajaste tu mirada - creo que te tengo miedo Tom - lo dijiste suavemente.
Tom: lamento a verte lastimado de esa forma - baje mi mirada - realmente no quise hacerte daño, por favor créeme.
Tu: eso quiero... - pude ver tus ojos, los cuales estaban un poco cristalizados.
Tom: no llores - le seque suavemente la pequeña lagrima que iba a caer por su mejilla - no lo hagas, porque el que cometió el error fui yo.
Tu: Tom, me cuesta poder volver a confiar en ti - miraste hacia abajo.
Tom: lo se pero, por favor créeme - le tome los hombro, cosas para que me viera a los ojos.
Tu: me cuesta mirarte a los ojos - seguía con la cabeza baja.
Tom: por favor hazlo - suplique.
Tu: me cuesta, entiéndeme... - suspiro.
Tom: hazlo, por mi...
Ella suspiro y lentamente levanto su cabeza, tenia los ojos cerrados, cuando los abrí pude ver que estaba llorando, como odio hacer esto, me miro a los ojos, trate de que ella pudiera ver que realmente que lo sentía, que era verdad lo que decía, no puedo negar que sus hermosos ojos café, me llaman mucho la atencion, son preciosos y penetrantes, pasaron varios segundos pero ninguno decía nada como si las miradas pudieran entablar perfectamente un conversación entre los dos.
Tom: (tu apodo), realmente lo siento - sin despegar nuestras miradas - por favor créeme lo que te digo - sonreí.
Tu: Tom, en el poco tiempo, bueno no están poco pero creo que he llegado a tomar un cariño muy fuerte hacia ti.
Tom: lo que yo siento por ti están grande, que no lo puedo compara con nada - sonreí.
Cuando hice ese gesto, pude ver que a (tu apodo), también le apareció en su hermoso rostro, me acerque lentamente a su cara tomando con mis manos su cara, estaba tan cerca que podía sentir su respiración, con mucho cuidado, tomando todas las precauciones del mundo la bese, en beso delicado y tierno, ella no se negó, después de unos cuantos segundos nos separamos por falta de aire, se sonrojo.
Tom: eres hermosa - sonreí.
Tu: no lo soy, y no lo vuelvas a decir porque me coloco roja - bajo la mirada.
Tom: pero así me encantas - le tome el mentón y le levante la cara.
Estaba sonriendo, la volví a besar, en esta oportunidad ella puso son brazos alrededor de mi cuello, fue mas fácil, al rato después no abrazamos, su cabeza quedaba en mi pecho.
Tu: Tom, ¿Como paso todo esto? - me miro.
Tom: fue el amor... cuando le conté a Bill el me dijo que era estúpidas la formas en que te podías enamorar, pero que al final es hermoso, eso fue los que nos paso - sonreí.
Tu: vaya que hicimos cosas estúpidas - reíste.
Tom: si, y todo lo hice por ti - sonreí.
Tu: claro, ¿Acostarte con esa chica de la otra vez fue por mi? - me miro furiosa.
Tom: mmm... bueno no, pero si lo que sucedió después - tratando de pasar por alto la situación incomoda.
Tu: ¿Sacarme celos? - me miraste.
Tom: por supuesto - sonrei orgulloso.
Tu: como yo lo hice con Adam - sonrió y me miro.
Tom: si pero ya no importa - le dije en un tono molesto.
Tu: estas celoso - rió.
Tom: yo no estoy celoso, estas hablando con Tom Kaulitz - alardee, pero realmente lo estaba.
Tu: no puedes mentirme - reíste.
Tom: bueno debo reconocer que lo estuve, pero solo un poco - la mire.
Tu: ¿Solo un poco?, ¿Estas seguro? - rió y me miro.
Tom: ya, mucho, lo reconozco - sonreí - pero es que estabas con él y solo te quiero para mi - como niño pequeño.
Tu: que celosin - me toco la nariz - debes aprender que no solo seré tuya, también tengo vida - sonrió.
Tom: lo se, pero prefiero no acordarme de eso - te acerque mas a mi y te abrasé.
Tu: loco - sonrió.
Tom: ¿Por ti?, tenlo mas que claro - sonreí y me acerque a ella a besarla.
Narras Tu:
Todo lo que esta pasando, estaba guardado en mis profundos sueños, lo que siento por Tom, no lo puedo comparar con cualquier cosas, porque él no lo es. Lo que esta haciendo es tan tierno de su parte, cosa que nunca me espere de él. Cuando terminamos de besarnos, recordé todo lo había pasado entre él y yo, son muchas cosas.
Tom: ven - me tomo la mano.
Me llevo cerca de una mesa con velas.
Tom: siéntate, hoy seré tu sirviente, solo por ti y para ti - sonrió, que se ve lindo.
Tu: eres un amor - sonreí.
Tom: ssh! no se lo digas a Bill - rió.
Tu: mantendré tu secreto - sonreí.
Tom: gracias - corrió la silla para que me sentara - bueno como este plato lo prepare yo, hice mi especialidad - sonrió victorioso.
Él saco las tapas de material metálico, pude ver spaghetti, aunque haya sido la comida mas simple del mundo, o aunque le haya quedado mala, la comería, se esforzó por hacerla y para mi.
Tom: espero que te guste - sonrió.
Tu: claro que si - lo mire.
Los dos comimos, realmente le quedaron fabulosos, conversamos mucho y todo, Tom cuando quiere puede sacar su lado gentil, educado y sobre todo tierno.
Tom: (tu apodo), ¿Lo nuestro...